cerrajeros madrid duran blog

Cerraduras invisibles

07 Febrero 2017

Aumenta la seguridad de tu casa con cerraduras invisibles

Como cerrajeros 24 horas en Madrid, sabemos que cada día son más alarmantes las cifras de robos y allanamientos a hogares, oficinas y locales comerciales. Las bandas organizadas dedicadas a este tipo de delitos cuentan con herramientas y técnicas avanzadas capaces de vulnerar casi cualquier tipo de puerta o cerradura.

Para protegernos contra el ataque de los amigos de lo ajeno, es indispensable contar con herramientas y elementos que permitan proteger la entrada de nuestra propiedad. La seguridad de nuestro hogar comienza por la puerta de entrada, si esta es muy antigua o no dispone de una buena cerradura, es muy probable que algún día pueda ser objeto de un ataque.

Instalar puertas blindadas o acorazadas

En la actualidad, muchos optan por la instalación de puertas blindadas o acorazadas, ya que están fabricadas con elementos resistentes que les permiten soportar ataques violentos con gran resistencia, impidiendo que los ladrones entren en nuestra propiedad.

Sin embargo, si una puerta de seguridad no dispone de una buena cerradura, también es muy fácil que cualquier ladrón que conozca de técnicas especiales, consiga acceder a su cerradura, abriendo su puerta de forma fácil y rápida, incluso sin dejar rastro.

El bumping es una de las técnicas que más utilizan los ladrones en la actualidad para abrir puertas, ya que es muy fácil y rápida de ejecutar. Solo necesitan hacer uso de una llave especial sobre la cual ejercen presión consiguiendo desencajar los pistones de la cerradura.

Gracias a esta técnica, los ladrones consiguen entrar en su hogar, oficina o local comercial, sin ni siquiera dejar rastro de haber forzado la puerta.

¿Qué son las cerraduras invisibles?

Afortunadamente, con el avance de la tecnología, hoy contamos en el mercado con cerraduras y bombines modernos, capaces de soportar este tipo de ataque, y que proporcionan un elevado grado de seguridad a su puerta de entrada.

Un ejemplo de ello son las cerraduras invisibles, una opción que le aporta mayor seguridad y tranquilidad ya que es imposible que un extraño pueda abrirla. Las cerraduras invisibles tiene la ventaja de que pueden ser instaladas en cualquier tipo de puerta, ya sea esta convencional o de seguridad.

Las cerraduras invisibles se diferencian de una cerradura convencional porque no cuentan con un cilindro donde introducir la llave. En su lugar, viene integrada con un panel electrónico que se controla a través de un mando a distancia y por lo tanto hace imposible que personas extrañas puedan acceder a ella.

Una de las grandes ventajas de las cerraduras invisibles es que blinda su puerta, reforzando tanto su parte inferior como superior, lo que hace que sean muy difíciles de forzar a través de las principales técnicas como la ganzúa, taladro o el bumping.

Su instalación es muy sencilla y rápida de hacer, teniendo la ventaja de que puede ser colocada en puertas de madera, metal o cristal.

Gracias a la tecnología, las cerraduras invisibles pueden ser controladas a través de un mando a distancia lo que facilita su uso diario. Este mando a distancia cuenta con una encriptación especial de seguridad y por lo tanto no se pueden hacer copias del mismo.

Este tipo de cerradura nos aporta un mayor grado de seguridad y protección a nuestra puerta de entrada, haciendo casi imposible que personas indeseadas tengan acceso al interior de nuestra propiedad. Contacte con su cerrajero de confianza y asesórese sobre qué tipo de cerradura invisible le conviene más de acuerdo a sus necesidades.

Más información